Pasean cada tanto por mi Planeta Infierno:

miércoles, 26 de junio de 2013

No surprises

Voy en el colectivo, mitad de semana, una rutina horrible que lleva casi año y medio. El sol me pega en la cara, pero no me molesta.
El trabajo es una mierda, siempre lo fue, pero ahora ya estoy agotada. Lo único que me hace reír en el viaje es el viejito del borda, que siempre esta parado en la puerta lleno de cosas de cotillón, como si fuera un árbol de navidad. En el fondo creo que el es feliz parándose ahí diariamente a saludar. Quizás un día pregunte su historia, xq (aunque me haga sonreír) me provoca angustia o algo similar, aunque creo que eso no es provocado por el, sino por el paisaje a su alrededor.
Me fui a la mierda, ¿Donde estaba? Ah, si, en que mi trabajo es una mierda. Tengo esta rutina, de casa al trabajo, del trabajo a casa, algunas veces con escala en algún bar. Una vida bastante tranquila, la vida modelo que cuenta Rodrigo Martin, "Vos podes ser libre, vos podes ser dominado..." Creo que la aclaración es innecesaria pero aquí va: estoy en el segundo grupo, cada día tengo menos dudas sobre eso, una vida tranquila, "With no alarms and no surprises", la banda de sonido de mi vida esta cambiando totalmente. La aplicación de blogger para android me borró todo, tuve que apelar a mi memoria y reescribirlo, ya está no es lo mismo, perdí el hilo de lo que quería decir, y no puedo parar de repetir que el trabajo es una mierda. Ya entré a la matrix, como solemos decir, por ende me olvido de seguir escribiendo. Repito una vez mas: ESTE LABURO ES UNA MIERDA.
El resto ahí. El amor? Bien, gracias.

2 comentarios:

Carlos V. dijo...

¡Ánimo Ciruela!
Todo vale la pena y algo mejor está por llegar.
Un abrazo.

Camila dijo...

Arriba el ánimo che. Hace cosas que te gusten, desapegate (?) un poco de la rutina y de a poco, se pone mejor. Creo que depende de uno hacer la diferencia. Me gustó mucho lo del señor, parece muuy interesante.

Besotess (: